Foto del grupo de personas que acudió al taller

Tardes en la Buhaira. 17 Febrero

Otra jornada más en la Buhaira (y esta vez una reseña que sale casi caducada). Esta vez fuimos menos gente (unas catorce personas) pero la tarde estuvo estupenda y aprendimos un montón de juegos de mesa nuevos.

Para calentar motores los primeros en llegar probamos el Bombay, un juego propiedad del Centro Cívico en el que los jugadores toman el papel de comerciantes a lo largo de la India, transportando sus mercancias en divertidos elefantes de plástico y construyendo palacios en mitad de las rutas comerciales, para poder cobrar el debido peaje a los elefantes incautos (al final, Portugal somos todos). Riscart explicó las reglas (era la primera vez para todos) y Nicolas fue el más listo de todos colocando sus templos, ganando por un poquito a Silvia y por un poco mas a Juano, Riscart y Álvaro

Y mientras los elefantes cruzaban la India camino arriba camino abajo, en otras mesas se sumaban los jugadores. En una de ellas Alejandro gano al Dixit en dura pugna con Seluco y en otra Halleck, Bea y Carlos se juntaron para un par de partidas. Halleck gano al Carrera de Tortugas (un juego para niños que encanta a los mayores) y luego Bea, trasmutada en gorila gigante, les dió una paliza a los dos en King of Tokyo, un juego rápido y bestial donde enormes monstruos compiten entre ellos para ver quien causa mayos caos y destrucción en la ciudad de Tokio.

Después de estas partidas se intercambiaron unos pocos jugadores y rápidamente empezaron juegos nuevos. Mario, Nico, Juano y Riscart aprendieron a jugar al Thurn & Taxis. En este juego, ambientado a finales del siglo XV, todos compiten a lo largo de Alemania (y un poquito de Austria, Suiza y Polonia) para unir el máximo de ciudades posibles a través de rutas postales. A todos les gustó mucho, especialmente a Nico que fue el ganador

Silvia, Bea, Halleck y Carlos se echaron un Santiago de Cuba, donde los jugadores tienen que producir y enviar en barco diversos artículos (ron, puros, azucar…) con la ayuda de distintos habitantes de la ciudad cubana. A cuatro el juego va rápido como una bala y Silvia fue la comerciante más lista de todos.

En la última mesa María enseño a Alejandro, Fer, Seluco y Jorge su juego favorito, el Bohnanza, donde todos intentan conseguir las plantaciones de judias más productivas de todas; judías borrachas, judias hippies, rockyjudias, judías vaqueras… cada variedad de judia tiene un valor y cantidad diferente y hay que ser el mejor juntando las cartas y negociando con las plantaciones vecinas. María y Alejandro fueron los ganadores.

Partida al juego de mesa Bohnanza

Plantando judias

Ya entrando en la recta final del día, aprovechando que todas las partidas acabaron mas o menos al mismo tiempo, nos juntamos todos para una partida a Hombres Lobo de Castonegro. Álvaro fue el narrador y resulto más divertido que la propia partida, ya que tuvimos que empezar de nuevo al equivocarse un par de veces.

Y de nuevo nos dividimos en tres mesas para las últimas partidas, rebañando todo el tiempo posible al reloj. Silvia, Carlos, Jorge, Halleck y Seluco echaron un Palagefuster (espero haberlo escrito bien), en un vibrante final, Jorge y Carlos quedaron a un solo punto de ganar la partida y al final el primero se llevó el gato al agua.

Todavía quedaban ganas de plantar judías, así que María volvió a sacar el juego, esta vez con una de sus expansiones. De Bohnanza a Bohnaparte, además de sacar adelante las plantaciones, el dinero obtenido sirve para declararle la guerra al vecino y conquistar sus territorios. Se convierte el juego de cartas en un juego de mesa y el resultado es francamente divertido. Bea esta vez ganó y Riscart, María, Jorge y Mario (uno de nuestro flamantes fichajes) tuvieron que quedarse con las ganas

Y en la mesa del fondo un apasionante duelo al atardecer! En esta partida de Bang a cinco jugadores pronto cayeron el alguacil, el renegado y los forajidos. Sólo quedó en pie Nico, el último forajido, que no pudo dar más de sí cuando una dinamita que se llevó toda la partida (y cuando es toda, es realmente toda!, con los cinco jugadores en pie) al final le explotó dejándole a una sola vida y a merced del Sheriff “OscarSlab el asesino

Y así pasamos toda la tarde. Recuerda que a cada sesión de juego podeis traeros los juegos que querais y a toda la gente que conozcais. En la página web puedes consultar nuestra ludoteca, si tienes especial interes en alguno de nuestros juegos solicítalo a través de los comentarios o en el foro de nuestra asociación

Nos vemos el siguiente viernes!

Foto del grupo de personas que acudió al taller

Todos los que fuimos

 

Imagen de perfil de Óscar Bendala García-Donas
Aspirante a Calamar Supremo, en los juegos de mesa encontré hace tiempo la mejor manera de ocupar mi tiempo libre (y el resto del tiempo la verdad) y captar adeptos para la causa. ¡Larga vida a Queremos Jugar!
¿Qué te ha parecido este artículo?
[Total: 0 Promedio: 0]
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *